Ser o no ser, esa es la cuestión

Todos tenemos un talento, algo que hacemos especialmente bien, un don innato que nos hace singulares y únicos. Unos pintan, otros hacen cálculo mental…

Yo hasta ahora no había encontrado el mío. No destacaba en nada especialmente, siempre he sido muy del montón. Pero hoy, justo hoy, una buena amiga y mejor persona me ha abierto los ojos, me ha descubierto eso que estaba ahí delante de mis narices, mi talento escondido…“bueno, a mi me parece que eres especial para hacer sentir bien y cómoda a la gente”.

Así de sencillo, ni más ni menos. Sin pretensiones, sin abalorios, sin florituras, solo eso.

Ha logrado que esbozara una sonrisa y me sintiera orgullosa mí.

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

Canciones coloristas para un día nublado

Coreografías divertidas, estribillos peligrosos y mucho-muchísimo color!

Son las “canciones soleadas”, esas que entran por tus oidos como una brisa de verano. Las que te resistes a no escuchar una y otra y otra vez antes del “vómito auditivo” autoinfligido. Eres como un yonky del buen rollo, un bulímico deseando empacharse de energía bailonga.

El tema es recurrente: L-O-V-E (o lo que es lo mismo /el-ou-vi-i/).
Un canto al amor positivo casi parecido a ir colocado de extásis y anfetas.

Para muestra un botón, este temazo “Beat Of My Drum” de la cantante, escritora, compositora, productora musical, actriz y modelo británica Nicola Roberts, la cual salto a la fama al participar en el reality show de ITV “Popstars: The Rivals” y cuya más importante hazaña ha sido entrevistar a Lady Gaga en MTV hace unos meses.

Publicado en Canciones soleadas | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

Sorpresas te da la vida

Lo que hay que ver. Hannibal Smith del “Equipo A” y el escritor Paul Varjak de “Desayuno con diamantes” son la misma persona, George Peppard Jr.

Ésto, que es posible que muchos conozcan, es un dato difícil de asimilar para mí. Nunca me hubiera imaginado a Hannibal puro en boca diciendo “me encanta que los planes salgan bien” y la canción Moon River sonando de fondo.

Para mí los clásicos de Hollywood, el glamour, Givenchy y Audrey Hepburn no deberían mezclarse con las series de la tele de los 80, por muy mítica que sea.

¿Vería Audrey el equipo A desde su casa? ¿Qué pensaría de su compañero de reparto y del resto de la troupe? ¿Tararearía el ta-ta-taaaaa taa-ta-taaaa ta-ra-ra-ra-raaaaa ta-ta-ta-ta-taaaaa sentada a la ventana?

Cuántas preguntas sin respuesta y otras más que me viene ahora a la cabeza ¿cómo fue Audrey de mayor? ¿Cómo pasaron los años por ella? ¿Conservaba ese halo de frágil elegancia? Yo diría que sí, rotundamente sí.

Publicado en Audiovisuality | Etiquetado , , , , , , , , , | Deja un comentario

Mister Sandman, házme un poco de caso porfi

Cuando una canción te alegra el corazón y hace que todas las nubes de tu cabeza se despejen tienes que dar gracias al mundo y gritarle que la felicidad existe.

“Mister Sandman” es esa melodía que has escuchado mil veces en cantidad de películas, con coros, campanitas y un ritmo pegadizo. Esa que te recuerda a Navidad, a ingenuidad sana, a una estética años 50 y galletas recién hechas.

La letra, obviamente, resume todas mis plegarias más inconfesables:

Sr. Sandman hagame un sueño realidad.
Traígame al chico más lindo que nunca haya visto.
Dele dos labios que parezcan rosas.
Y dígale que sus noches solitarias se terminaron.

La mejor versión que he escuchado es la de “Pomplamoose”, unos magos del arte de los vídeos de Youtube.

Publicado en Alegría | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

Cuidado que hay curvas

El ideal de belleza femenino hoy en día es “de cintura de avispa y pechos de matrona”. ¿La gente no entiende que si te pesan más las tetas que la cabeza, te caes al suelo y ruedas como una croqueta?

Por favor, liberemos a las mujeres de los corsés que aprietan sus torneadas curvas y demosles la seguridad suficiente como para enfrentarse al mundo con una alta estima en si mismas.

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

Dejemos las personalidades enlatadas para las sardinas

Nací de Madrid, cuando era pequeña quería ser escritora de libros infantiles, mi lugar favorito para ir de vacaciones es uno con playita y mucho sol y una peli que no me canso de ver es Pulp Fiction pero todo esto no me define. No llega ni al 1% de lo que soy. No dice nada de nada sobre lo que me mueve, me sorprende o me decepciona.

No hay categorías para mí. Ni tímida, ni creativa, ni alocada, ni aburrida, ni arre ni so. Solo puedo decir que soy tan complicada que ni yo me atrevo a encasillarme en un solo concepto.

Quizá esté muy de acuerdo con Lori Meyers cuando dicen que “no necesito hablar para expresar una emoción, me basta solo con mirar…pero sí necesito amar, que es mi única ambición…oh,oh,oh y es lo que necesitooo“. Pero vamos, que esto dice de mí solo el 51%, todavía queda un 49 desconocido.

Publicado en Miscelánea, Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

Cuando nadie me ve doy las gracias

Cuando parece que nadie te puede sorprender van tus compis y te regalan cositas bellas como si no hubiera un mañana.

Me encuentro muy agradecida y orgullosa por la relación tan buena que tenemos y me preguntó por qué. Será que cada una es de su padre y de su madre o será porque todas necesitábamos un hombro en el que llorar, el caso es que somos en mayúsculas AMIGAS.

La única pega es que yo no soy muy de dar besos y abrazos desenfrenados para decir gracias. Te miro, me río y pongo carita de cachorro pero nada de contacto piel con piel. Me da mucha vergüenza y quizá es como debería responder pero no sale.

Supongo que tampoco hay que forzar pero también podría intentarlo. Acercarme, sentir moflete con moflete y decir “oye, esto me hace sentir bien. Gracias ;)”

La próxima vez…

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario